sábado, 31 de octubre de 2009

PURGATORIO. Arquetipos de PNJ. El Esclavista

Son los más insensibles y egoístas de todos los Conscientes que caminan bajo la Bóveda. Buscan a las  consciencias recién despertadas, débiles y asustadas, y las cazan sin piedad para después venderlas como mercancía al mejor postor. Los Esclavistas no distinguen entre Conscientes, Purgaritas o Híbridos, a la hora de negociar la venta de un cautivo.

 

Para obtener mayores garantías de éxito en sus incursiones, los Esclavistas suelen agruparse entre ellos, aunque su número no suele superar la media docena. El “modus operandi” es común en esta ocupación. Llegan a alguna gran ciudad y permanecen en ella sin levantar sospechas durante algunos días. Después y tras haber seleccionado el número e identidad de los futuros cautivos, establecen una base desde la que atacar y donde retener a los prisioneros. Cuya ubicación suele estar a las afueras de la urbe, en algún lugar solitario y de fácil huida. Posteriormente y de la forma más silenciosa y rápida posible, se lanzan sobre las presas de una en una y las trasladan hasta su guarida, donde las retienen con el uso de habilidades paranormales, Estigmas y Fetiches. Cuando han reunido a la totalidad de consciencias elegidas, abandonan la ciudad llevando a los cautivos con ellos, y se dirigen hasta el lugar donde vayan a realizar el trueque, utilizando caminos poco concurridos.

 

En algunas ocasiones, los Esclavistas incluyen entre sus filas a algún Ladrón, con el objeto de extraer los recuerdos de las presas y traficar directamente con los mismos. Más tarde las víctimas de estos robos son vendidas a Purgatorio, para devolverlos al estado de Durmientes, o a algún Híbrido, para servir de alimento.

 

Debido a su completo desprecio por el resto de habitantes de Purgatorio, los Esclavistas no sufren ningún tipo de remordimiento sobre sus actos, por lo que son completamente inmunes al daño indirecto sobre el atributo Culpa, y obtienen una reducción del daño directo sobre este mismo atributo, de 10 puntos básicos. Por otro lado y como contrapartida, los Esclavistas no suelen tener demasiados recuerdos cuya emoción sea de paz o alegría, por lo que se ven en serias dificultades para potenciar las habilidades cuyo atributo base sea la Fe. Por este motivo, les lleva mucho tiempo y esfuerzo llegar a disponer de un abanico de talentos adecuados para su ocupación.

 

Los Esclavistas hicieron acto de presencia después de la Gran Expiación y rápidamente se convirtieron en nuevo enemigo al que temer.

 

Espero que os haya gustado.

 

Un saludo.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario